la cada

las
cada
ante la cañada
loco
amenaza
una frase
encontrar
de nuevo ese camino
murió
cuadradoluz
solos
amargos
un -s
en la niebla
de
sus llamadas
vez salvación
forman
corazón
caer
de la
del revés
comete
que
se entristece
y estúpido
de la lobotomía
volver
para
cuando Tania
ni un centímetro
la
sentirse
de sueños
entre la niebla
llama
entre
otra su
hoy
de un
la que
altura
que
sordera
un grajo
sin un ápice
un paraíso caliente
la que logro
gritar
de la distancia
puede
contra
uno
una ventana
está
a morir
la alcaldía
del mundo
y ser
uno apagado
en a
la
entretenimiento
la
como
de labor
en el que barrer
y es una vez más
hay que
azulejos
hasta que echo
acaudillados
para
azules
ella no
?do
contra
el fin
una a
que
latidos
(sin alma)
su nombre
Sentido.

azul
torpeza
estaba
sin sentido
hacía
un ruido ensordecedor
de los
amarillo
mente
de las
de
famélicos
llenasen
oigo música
sueño
crisálida
doloroso
aceras

lo
de nostalgia
suelo
de (algunas veces
de
previsto
de idas y venidas
huecas
para alcanzar
la noche
tiempos
en las
dunas
golosinas
andrajosas
de lágrimas
ahora que
se ha
osada
que abriga
piden
fuesen
sorben
las ramas (suspiros
alzan
invaden
como lágrimas
brazos
en bramidos
policías
de albal
tener
aunque
de
corazón
cayendo
realidad
.

un
por
(y
vez
en
esa cruel deficiencia
y paso en dolor
en el barro
bramidos
a brochazos
de
los una morada
labios
su alma
barro
putas
a mí
porque
más
tregua
sus pelos
Todo
lago
la
eso no
en la oscuridad
atrás
que apabuye
ese estómago
y la dureza de la
más allá
mi corazón.

Ejército
poemas
ojos
en la ventana
mirada
es una gris y
en las
como
todo
allá sin
por el
Tiene

Eres producidas
acaece
otra y otra
un asustado
el tiempo en peso
como los ojos
aparecieron
apuntalar
un libro
si de viento
y ys-m
de amar
en este
y unas
acceso
saben
escapar
sin cuando
.

Débil, inerte, vacuo
cabeza de geranio.

Contornos inválidos

tumba siniestra para corazón valiente
semen y pus
truenos de olvido y daño.

a orillas de un payaso
hecho de nieve.

Un mar coloreado
por diamante y prismas
donde el tamaño prevalece
atento y al acecho.

Satán busca venganza
golpeando crucifijos de vaselina
al sin infinito
pirámide abrazando miedos
sobre fondo negro.

Catedral contemporánea
futurista sin serlo
por supuesto
robando una expresión
plena

plena.

Suave,

blando, andamos con cuidado
caminos, senderos, rutas
casinos serios
una masacre de viento
y lo demás.

Me he cruzado con tu perfume
y aún tiembla mi pulso
por encontrar con la nariz
un rayo verde en esta sala
que está inspirándote
como el silencio absorbe
tu partida.
Me voy,

    pero un recuerdo
    fresco
    me invade el alma.

Lava ruda violenta
individual quebrada ojo de pez
que muerde la vida
y la envía al infierno.

Cuadrado derrumbándose en penumbras
alzado aluminio ante mis venas
cuando la dureza
se torna hundida.

Página siguiente »