¿Perfil de Facebook o SPAM?

De cuando en cuando llegan estas solicitudes de amistad (mujeres exuberantes y de residencia fuera de España) que acepto sin mirar y, lo siguiente que hago es ver su perfil. Cuando me encuentro perfiles como este, lo siguiente que hago, obviamente, es eliminarla de mis amigas.

Pero siempre me queda un estúpido remanente de duda sobre si verdaderamente detrás de ese perfil hay alguien (humano bienintencionado) a quien he rechazado por su apariencia. ¿Seré muy superficial?

😉

Por cierto, rara vez me llegan equivalentes perfiles masculinos. ¿Casualidad?

Actualízate

Desde ayer, Facebook ha decidido que el soporte para mi navegador es inadecuado, diciéndome que:

Para mejorar tu experiencia en Facebook, cambia a nuestro sitio básico o actualiza tu navegador.

Hasta aquí todo bien, al fin y al cabo es comprensible que no deseen realizar una aplicación web que dé soporte a todas y cada una de las posibles combinaciones de navegación que hay ahora mismo en manos de los internautas.

Pero cuando voy a ver la página que tienen para que me descargue un navegador “compatible” con su web, me doy cuenta de que la discriminación es por otro motivo:

Dado que yo tengo Chrome (entre otros) me sorprende que esté entre los navegadores soportados, no me queda duda que el problema es porque uso linux. Ah. Ahí está el problema. Parece que cuando me desaconsejó utilizar Chromium (la versión de Chrome para Linux de código abierto) por este mismo motivo y me pasé a Chrome no fue suficiente.

Barajo utilizar Firefox para esto de la red social, pero ya le estaba dando otros usos. Quizá sea una buena idea alejar esa actividad de las que ahora estoy realizando con Chrome, sin que proteste, como es Whatsapp-Web, Airdroid, este diario, la gestión del calendario (de Google), Wikipedia, Cuentas de correo electrónico y bancarias, alguna que otra compra online…

Por supuesto, aprovechan para recordarme que:

Descarga Facebook en tu celular
Mantente conectado en cualquier momento y en cualquier lugar.

Y eso sí que no lo van a lograr. Hace años que desinstalé las aplicaciones de redes sociales (FB/Twr/Inst…) de mi móvil y eso sí que no va a volver. Es muchísimo más relajado saber que, de cuando en cuando, puedo estar desconectado… jejejeje, para conectar con personas a quienes quiero y están lejos, familiares, amigas, etc. Como si tuviese un teléfono. 😉

Bueno, no es un problema al que dedicarle más de media hora para resolver. De momento, trataré de ignorar el mensaje en la parte superior de la navegación en Fb. Después, usaré Firefox, si es que no da problema por correr sobre un flamante Linux Mint, por último, si esto no es suficiente… ¡A tomar por culo!

Y punto pelota.

El correo electrónico

Desde hace casi 30 años tengo correo electrónico.
Y desde entonces tengo obsesión por guardar copias del mismo, aunque claramente cada día es más absurdo guardarlo, teniendo en cuenta que la mayoría de las comunicaciones las realizo mediante otros medios de los que no almaceno los mensajes.

Pero así sigo.

Hoy he realizado una copia de seguridad debido a que tuve algunos problemas al renombrar una carpeta lo que me generó un pequeño, intrascendente, problema de incompatibilidad (era un nombre que la aplicación que actualmente utilizo para consultar mi correo electrónico utilizaba para una de las cuentas POP3 que gestiono).

Casi creí haber perdido los mensajes, pero al menos sabía que estaban en texto plano, así que no era tan grave como podía ser.

Volviendo a renombrar lo necesario y cambiando algunas cosillas internas de archivos “ocultos”, conseguí que volviese a funcionarme como deseaba. Ya de paso, aproveché para depurar las reglas de filtrado de mensajes, algunas de las cuales estaban desfasadas y se ejecutaban sin necesidad, reduciendo la eficacia de la recepción de mi correo.

Utilizo, actualmente, Mozzilla Thunderbird 45.7.0 sobre Linux Mint, después de que este programa absorbiera a mi querido Eudora.

Pero los tiempos cambian y el día de mañana, más que probable, el correo electrónico será un recuerdo, cosas de los viejos tiempos (valga la redundancia). Mientras tanto, seguiré haciendo copias de seguridad.

😉

Poet.as

En las secciones de comentarios de El País, en las que los griteríos aburren, se encuentra con frecuencia la indicación a visitar alguna página web externa cuya URL está acortada utilizando el recurso http://cort.as.

Como curiosidad, me ha dado por ver a quién pertenece el Dominio de Primer Nivel .as para lo que visito el antes famoso centralizador de dominios de segundo nivel www.NIC.TLD, en este caso: http://nic.as que me informa de lo siguiente:

American SamoaWelcome to ASNIC (AS Domain Registry)

Internationalized Domain Name Support

AS Domain Registry is pleased to announce that Internationalized Domain Names (IDN) may now be registered. A list of the IDN characters that are supported can be found here.

Press Release

Our recent press release may be found here.

Register your .AS domain name

To register your .AS domain name we ask that you please read the .AS domain name policy and to submit your application for the registration of your chosen name.

The annual price to register your .AS domain is US$50.00 with the first two years payable in advance ($100.00). The listed Billing Contact for your .AS domain will receive an invoice via email for US$50.00 per year to renew your domain approximately 23 months after your domain is first registered to you.

Por el módico precio de 100 US$ podría registrar poet.as, pero he de reconocer que me parece algo ridículo, por mucho que luego pudiera venderse bien… Aunque comprar y poesía no suelen ir de la mano.

Alguien acabará haciéndolo y lo utilizará en su beneficio. Se me da tan mal hacer dinero…

Google Books

google-books

De cuando en cuando encuentro un fantástico texto en Google Books/Libros y siempre acabo con el mismo problema: una o varias de las páginas que quiero consultar están ocultas porque deciden defender los derechos de autor (por encima del valor que daría defender el acceso total a la cultura).

Entiendo que es un debate complejo pues está claro que el autor en este sistema capitalista (sin entrar ahora en otro debate adjunto o implícito) necesita dinero procedente de su trabajo y la cesión completa de su producción sin retribución asociada individual le resultaría poco estimulante. Yo mismo dedico menos tiempo del razonable a proporcionar información a Wikipedia, por ejemplo, pues no está retribuida y es mucho trabajo. Lo que no es óbice para que todo mi proyecto (el de la organización filogenética de las lenguas del mundo) redactado a partir de materiales encontrados pueda ser consultado (copiado, etc) sin mi consentimiento (o ya lo tiene de antemano cualquier persona que acceda a la URL correspondiente).

Pero hoy me preguntaba si no es también un modelo obsoleto este del pretender que quien consulta Google Books es como quien visita una librería y no como quien visita una biblioteca.

Biblioteca: Del lat. bibliothēca, y este del gr. βιβλιοθήκη bibliothḗkē.
1. f. Institución cuya finalidad consiste en la adquisición, conservación, estudio y exposición de libros y documentos. 2. f. Lugar donde se tiene considerable número de libros ordenados para la lectura. 3. f. Mueble, estantería, etc., donde se colocan libros. 4. f. Conjunto de libros de una biblioteca. 5. f. Obra en que se da cuenta de los escritores de una nación o de un ramo del saber y de las obras que han escrito. La biblioteca de don Nicolás Antonio. 6. f. Colección de libros o tratados análogos o semejantes entre sí, ya por las materias de que tratan, ya por la época y nación o autores a que pertenecen.

¿No debería ser más una biblioteca que una librería?

Librería: 1. f. Tienda donde se venden libros. 2. f. Ejercicio o profesión de librero. 3. f. Mueble con estantes para colocar libros. 4. f. biblioteca (? lugar en que se tienen libros). 5. f. biblioteca (? conjunto de libros). 6. f. Am. papelería (? tienda).

Personalmente, estaría dispuesto a tener “carnet” de esa enorme biblioteca (no de esa librería), incluso a un coste, ya que no se trata de una biblioteca municipal, ni dependiente de ninguna administración, sino privada, fruto del más agresivo neoliberalismo internacional…

¿No podría Google Books tener un modelo más parecido al de Spotify?

Obviamente, no puedo comprarme todos los libros que consulto, así que acabo por buscar la información, en muchas ocasiones de peor calidad, en otras fuentes. Es una pena.

Cómo aprovechar un router livebox

En realidad, podría ser casi cualquier tipo de router, pero lo he hecho con un router LiveBox de los que “regala” Orange cuando te das de alta con esta compañía.

Es interesante lo que se puede hacer con estos pequeños chismes que van abundando en las viviendas a medida que cambiamos de tecnologías. En nuestro caso concreto, nos han cambiado un livebox por otro a consecuencia de un cambio de ADSL a Fibra óptica.

He querido probar si podía usarlo como servidor de ficheros de la red interna, sin tener que estar en la expuesta internet, como el caso del router principal. Una vez configurado así, puede ser usado como servidor NAS/FTP externo, configurando las debidas reglas NAT en el router principal.

Para no fastidiar nada (tenía una compañera que decía cuando teníamos que hacer modificaciones en los servidores que “las pruebas con gaseosa“), lo primero es encender el router que queremos convertir a otra cosa completamente desconectado de redes ethernet y, de paso, también desconectar con el botón lateral el wifi.

Conectar un PC por ethernet sin conexión wifi (para no confundirnos) al router viejuno. Entrar en la configuración con el navegador preferido: http://IP_DEL_ROUTER_VIEJO (192.168.1.1)

Ir a Configuración-Básica-LAN: Renombrarlo. En mi caso, a partir de ahora se llama liveboxold. Es importante para que, si decidimos volver a colocarlo en la red del router principal no se choquen los nombres. (Habrá que desactivar el DHCP, pero no hacerlo ahora o perderemos conexión desde el PC). Cambiar la IP del LiveBoxOld a 192.168.1.129 (cualquiera en el rango de las IPs de la red principal, pero que no esté ocupada).

Ir a Configuración-Básica-WiFi: Desactivar (si no lo estaba) la función WiFi.

Ir a Avanzado y desactivar: Firewall, NAT, Control Parental, UPnP y DLNA. (He deshabilitado incluso Telefonía/Servicio de Voz).

En este momento, ya sí, deshabilitamos el DHCP para que no asigne IPs.

Ahora se puede, sin miedo, conectar al router principal con un cable cruzado, pero ha de hacerse con un cable cruzado si queremos usar, posteriormente, los puertos ethernet del liveboxold (router antiguo) para expandir nuestra red ethernet.

A partir de ahí, está disponible en la red principal, puede servir ficheros (de hecho el modelo “obsoleto” que tengo tiene 2 puertos USB lo que lo hace especialmente “servicial”) o convertirse en un servidor de impresión.

Por supuesto, si se ha tenido el cuidado de usar un cable cruzado en la conexión con el router principal, todos los puertos ethernet del liveboxold pasan a estar completamente disponibles y cualquier equipo conectado a ellos los usará como si de un HUB se tratasen para coger la IP del DHCP del router principal y las rutas, etc, así que tendrán internet como si estuviesen directamente conectados.

liveboxold

Trabajo que no se ve

Esto forma parte del trabajo de un poeta y una bailarina de tango… ¿o no?

Toda profesión tiene sus pros y sus contras. No lo duda nadie, ya que, entre otras cosas, es un tópico.

Llevo toda la semana pegándome con código fuente HTMl y aprendiendo nuevas cosas sobre “webs responsive”, para terminar de hacer pública la web de Clave 53.

Y quedan por arreglar pequeñeces (o no tanto) como la política de cookies que no resulta nada sencilla de implementar ni, mucho menos, satisfacer legalmente de manera estricta.

un día de trabajo

Y yo me preocupo

Cada vez que tengo que renovar una web de las que mantengo, con sumo cariño, me encuentro nervioso por si no va a funcionar en todos los dispositivos o si tiene enlaces rotos, o si alguna imagen tarda más de lo debido en cargarse por ser más grande de lo necesario o si el número de llamadas a archivos de hojas de estilo es excesivo o si el navegador tendrá o no activado javascript, si la versión de javascript será la misma con la que estoy programando, si el usuario o cliente aceptará cookies o no…

Y ya ni hablar si creo un formulario en PHP o un cgi en perl… y no funciona.

Pero luego está La Aisa: La peor compañía de autobuses que he conocido nunca, y cuya desafección para con los clientes es su seña de identidad. Ahora, también vía web, para no dejar la más mínima duda de que “se la sudan” los potenciales clientes que tengan por esta otra vía. Pero claro, es la única licenciada para cubrir la ruta Madrid-Ciudad Real, pasando por Daimiel (he ahí por lo que me afecta).

Al intentar comprar un billete de sus escasos horarios, el resultado ha sido el que ya debería haber previsto: Fatal Error!!!

aisa

Profesiones: App Almacenista

Iba en el metro.

Miré la ventanilla de enfrente.

Un cartel publicitario anunciaba que no tenías por qué preocuparte si te quedabas sin espacio para adquirir nuevas cosas aunque fuesen innecesarias (esto último no lo apuntaba), porque siempre podías aumentar tu espacio para guardarlas (puesto que son innecesarias habitualmente) en unos trasteros que la empresa bluespace ofrece.

Esa misma mañana había estado leyendo sobre uber, esa otra empresa o app-empresa que permite contactar a particulares que llevan a cabo un servicio de transporte con particulares que desean contratar ese servicio. Obviamente es polémico por la desregularización del servicio que supone, puesto que el equivalente ofrecido por los taxistas requieren una alta exigencia burocrática (que no voy a entrar a valorar).

Uniendo ambas, se me ocurrió la idea de realizar una app-empresa que hiciese lo que hace uber pero aplicada al mundo del almacenaje.

Luego, según se me ocurrió, pensé que sería rentable… y me dio una pereza enorme ponerme a trabajar en ello. Pero ahí lo dejo, por si alguien tiene ganas de patentarlo, estudiarlo, desarrollarlo, comercializarlo… ¡bufff! todas estas palabras me aburren tanto…

Pensando un poco más… una nube distribuida (almacenamiento en internet mediante el uso de diversos ordenadores-dispositivos/servidores) también sería una buena idea de negocio, pero debería estar basada en la premisa de buena conexión bidireccional de banda ancha.

Como está de moda poner nombres en inglés a las app, tengo propuestas para ambas app/empresas:

  • ourWarehouse
  • i-ourWarehouse

Jejejeje… ¡Hay que ver qué cosas! Cualquier día, estas propuestas, si no lo han hecho ya, verán la luz. Y yo seguiré sin ser rico.

Que cada uno recapacite

lactancia o ropa

Recapacitando:

Se trata de defender la lactancia pública (en público) mediante la comparación con la natural lactancia de una vaca. Supongo que no lleva implícita la comparación de una madre con una vaca.

Pero el argumento de lo natural es un argumento vacuo en relación al ser humano, pues no hay humano sin lenguaje, sin constructo social…

Recapacitando, no me sobra, si se ha de mantener el paralelismo naturalista, el acto público de lactancia, pero entonces sí que me sobra la ropa de la mujer y el bebé, así como los tatuajes.

No veo ningún problema y sí muchas ventajas (me encanta verlo) en la lactancia en público, pero no admito el argumento que se pretende dar para defenderla. No es un tema de género, por supuesto, sino de lógica.

Página siguiente »